Como cada año, las hermanas de la congregación Ursulinas de Jesús, hicieron la renovación de los votos de consagración al Señor. El «Sí, acepto» que dijo María al ángel cuando este se presentó, se realizó en la comunidad de Guadalupe, donde las Hermanas de nuestra Fundación participan activamente en su labor misionera.

A continuación, imágenes de la ceremonia: